Si eres mujer, seguramente te parecen frustrante las tallas de sujetador porque existen muchas. De hecho, cuando vamos a una tienda se nos presentan diferentes tallas para que elijamos la que nos queda bien. A continuación te explicaremos como funcionan y de que dependan las tallas.

Variedad de tallas de sujetador

En todas partes del mundo, se consiguen prendas de diferentes tamaños, colores y texturas. Los sujetadores no son la excepción, pues vienen en varias tallas para cualquier tipo de cuerpo femenino. De manera que, siempre habrá una medida apropiada o aproximada a la que se busca, solo hace falta medirse.

Sin embargo, para entrar en materia debemos saber cómo funcionan las tallas de sujetador y aprender a escogerla. En este caso, presentaremos algunas ideas que pueden ser una guía para las tallas de sujetador apropiada:

Número y letra del sujetador

talla de sujetador

Primeramente, hay que reconocer que los sujetadores se componen de un número y una letra. Debemos ubicar la que no corresponde, para que sea la apropiada para nuestro busto. El número define el contorno, mientras que la letra indica la forma de la copa.

Tallas de sujetador

A nivel general, en España se manejan las copas con letras en orden alfabético. En el caso de la medida A, se refiere a la copa pequeña que llevan muchas mujeres. Y si la medida del contorno aumenta, entonces las letras serán más altas como C, D entre otros.

Claves para saber tallas de sujetador

Identificar las tallas de sujetador quizás no sea tan fácil para algunas mujeres. Para esto, es importante seguir las siguientes claves antes de ir a buscar un sujetador.

Buscar la comodidad

Primero que todo, es importante buscar la comodidad y el confort. Con esto en mente, a muchas mujeres se les hace más fácil ubicar el sujetador con la talla adecuada.

Adquirir tallas más grandes

Si aún no se encuentran las tallas de sujetador correctas, una clave es adquirir uno más grande. De esta forma, se garantiza el confort del busto.

Evitar comprar sujetadores durante la menstruación

Hay que tener en cuenta este punto antes de salir a buscar un sujetador. Si tienes tu periodo menstrual, no es adecuado visitar las tiendas de sujetadores. La razón es que el busto tiende a estar hinchado, y las medidas no son las acertadas.

Revisar las medidas constantemente

Por último, se debe comprobar las medidas del busto de forma periódica para saber si hay un aumento. De esta manera, se ahorrará tiempo cuando se compra el sujetador con la talla precisa.